Cuadro de metas inteligentes

TIPO DE META INTENCIÓN
(¡Qué quiero lograr?)
ESPECIFICACIONES
(quién, qué, por qué, dónde, cuándo)
TANGIBLES LOGRABLES RELEVANCIA FECHA DE CUMPLIMIENTO
EDUCACIÓN Y CARRERA PROFESIONAL
ESPIRITUAL Y DESARROLLO PERSONAL
FINANZAS
RELACIONES SOCIALES
SALUD
AMOR

Para tener muy claro hacia dónde te diriges en la vida y qué es lo que quieres lograr, debes escribir metas sólidas, claras y concretas.

Ellas serán la fuerza que te guiarán en tu emprendimiento, en tu nuevo estilo de vida o en tu proyecto de destino.
Para tener muy claro hacia dónde te diriges en la vida y qué es lo que quieres lograr, debes escribir metas sólidas, claras y concretas porque ellas serán la fuerza que te guiarán en tu emprendimiento, en tu nuevo estilo de vida o en tu proyecto de destino.

Es importante que escribas aquello que deseas lograr, dando la mayor cantidad de detalles posibles, porque de esa manera manifiestas tus pensamientos abstractos en objetivos concretos.

Establece objetivos directamente proporcionales con la misión de tu vida, tu propósito y la pasión que tienes. Tu auténtico “Yo” revelará sus verdaderas necesidades y deseos a través del proceso de auto-reflexión plasmado en la escritura.
En la primera casilla se presentan seis (6) tipos de metas, cada una te invita a trabajar un área específica de la vida: la salud, el amor, las finanzas, la espiritualidad y el desarrollo personal, la educación, la profesión y las relaciones sociales. Lograr un balance y sentirse equilibrado en cada una de estas áreas es importante porque te permite ser alguien capaz de actuar con certeza, de tomar las mejores decisiones que generen bienestar común.

Debes saber que puedes establecer varias metas al mismo tiempo y hacer un trabajo en conjunto. Si estás saludable tienes la fuerza y la energía para afrontar el día a día, con optimismo y entusiasmo. Si te amas, confías en ti y pones amor a todo lo que haces, las cosas resultan más fáciles. También alimentar tu espiritualidad, reforzar las creencias, cultivar relaciones positivas, actualizar los conocimientos y establecer estrategias financieras, hace que generes buenos hábitos en tu cotidianidad y esto te ayuda a enfocar todos tus pensamientos hacia esos objetivos de vida.

Toma lápiz y papel, escribe todas las metas que quieres alcanzar, puedes abordar todas las áreas de vida, no importa si borras y vuelves a replantearte la idea; el ejercicio es escribir claramente cuál es tu intuición, pensar en cuál es tu propósito al cumplir esa meta.
Por ejemplo, si tu meta es financiera: “Aumentar mis ingresos a 5000 $ mensuales con la venta de postres fríos”, luego debes definir qué es lo que quieres realmente obtener con ese aumento. Hazte diferentes preguntas:
  • Quiero reinvertir ese dinero para crear mi propio negocio de pastelería.
  • Quiero usar el dinero para viajar a…
  • Quiero tener un ingreso extra, además de mi sueldo de oficina, para tal cosa.
  • Quiero reunir dinero para la operación de…
Es sencillo, solo debes abrirte contigo mismo, ser honesto sobre aquello qué quieres lograr, definir las metas –grandes o pequeñas- y que estén alineadas a tu propósito de vida. El segundo paso es ser específico, incluir detalles concretos en vez de generalizaciones.

“Yo, Juan Martínez, quiero organizar y planificar mi tiempo trabajo para aumentar mi producción de postres fríos artesanales y esto me permita cumplir mi con meta de ganar 5000 $ mensuales a través de la venta de mis productos, en el aquí y en el ahora”.

Tu meta debe ser medible. Asegúrate que hay una manera de saber si tu objetivo se va a lograr. Debe ser realista, comprueba de nuevo que el objetivo que has establecido se puede lograr, que cuentas con el talento y las habilidades. También debes establecer un período de tiempo para alcanzarla y anotarlo en el cuadro, así fijas un compromiso diario con lo que debes hacer para alcanzarlas.

Si ya eres consciente de tus metas, para alcanzarlas debes llenarte de energía y de mucha fortaleza física y espiritual, porque su cumplimiento depende de la actitud que tomes frente a la vida, las palabras que pronuncias, lo que comes diariamente, la rutina de ejercicios que realizas y tu relación con el entorno.

Cada detalle cuenta. Si quieres realizar un trabajo integrado que te permita luchar por las metas planteadas, te invito a despertar tu vitalidad a través de la alineación consciente de los chakras del cuerpo. Este trabajo te ayudará a renovar tu energía, llenarte de fuerza y de voluntad para aceptar los cambios que vienen en camino. Las mejoras serán indetenibles y tus objetivos de vida serán logrados.